Nelson Alvis, un joven que lleva la investigación en la sangre

Fue seleccionado por Colciencias como joven investigador por un proyecto enfocado en evaluar las políticas de infancia y adolescencia en tres municipios de los Montes de María.

Sus tres hermanos y su papá se han dedicado toda la vida a la investigación, por lo que, como comenta, creció familiarizado con un centro de investigación, entre proyectos, literatura científica y herramientas de medición. En las reuniones familiares las conversaciones no se desligan de la pasión que los ha unido, lo que le marcó una ruta dese que inició su camino académico.

Nelson Alvis tiene 29 años, estudió ciencias políticas y relaciones internacionales en la Universidad Tecnológica de Bolívar, hizo una especialización en gerencia en salud en la Universidad de Cartagena y actualmente está estudiando una maestría en administración, además está adscrito al departamento de Derecho y Ciencias políticas de la Universidad de la Costa como investigador.

“Una de las fortalezas ha sido ese vínculo desde niño a los grupos de investigación. Mi papá toda la vida ha estado vinculado a la academia, es investigador senior de Colciencias, médico, magister en salud pública y doctor en economía de la salud. Siempre lo veía hablando de sus publicaciones y fui entendiendo lo que significaba. De los cuatro hermanos tres somos jóvenes investigadores. Somos una familia que respira investigación”, dice Alvis.

Este año fue seleccionado como joven investigador de Colciencias, luego de haber aplicado a la convocatoria en dos ocasiones anteriores sin haber tenido éxito. Sin embargo, según Alvis, la tercera es la vencida y tras asesorarse con el área jurídica de la Universidad de la Costa logró cumplir su objetivo, el mismo que se planteó hace más de siete años cuando comenzó a formar parte de los semilleros de investigación en la universidad.  

“Para ser joven investigador lo primero que se debe tener claro es que Colciencias te da la oportunidad de tener un apoyo económico para hacer una investigación. Partiendo del hecho de que el Estado te permite fortalecer tú área desde la investigación ya existe una motivación. Yo trabajo en el grupo de Gestión hospitalaria y políticas de salud, que quedó categorizado como A1, y empezamos a trabajar muchos proyectos y aumentamos en la clasificación de Colciencias a nivel de grupos e investigadores”, cuenta Alvis.

Para concursar envió un proyecto enfocado en evaluar las políticas de infancia y adolescencia en tres municipios de los Montes de María: El Carmen de Bolívar, San Juan Nepomuceno y San Jacinto, con el fin de mirar posibles recomendaciones que puedan aportar a la construcción de una mejor política de infancia y adolescencia.

Su área de expertica son las políticas sanitarias como politólogo y especialista en gerencia en salud, pero lo que más ha formado su recorrido ha sido, además de estar guiado por las doctrinas de su papá, haber hecho parte de los semilleros de investigación, lo que le permitió adquirir conocimientos respecto a softwares de manejo estadístico, a optimizar el uso de herramientas como Excel y Word y a hacer revisión de literatura científica.

El proyecto de investigación en los Montes de María está pensado para desarrollarse a un año. Los primeros dos meses fueron para hacer la revisión de la literatura respecto a las políticas de infancia y adolescencia y estudios de evaluación que hay en el país. “No son muchas porque la política nacional de infancia y adolescencia apenas se estableció el año pasado. En Colombia todavía sigue siendo una utopía porque en muchas partes no existe, sin embargo en Bogotá se viene implementando desde 2011 ya hay evaluaciones de varios periodos”.

Luego de la revisión sistemática, Alvis pasará a la elaboración de los instrumentos y reconocimiento de actores para ir a campo a tomar los datos que le permitan hacer el análisis y sacar los resultados. “De esta investigación quiero producir dos productos: un artículo relacionado con la revisión de la literatura y otro resultado de las técnicas aplicadas”.

La constancia de Alvis lo llevó a ser joven investigador y aconseja a los estudiantes, que se sienten motivados por la academia, a no desaprovechar los espacios que brindan las universidades para explotar potenciales relacionados. “Yo recomiendo que no esperen que llegue una convocatoria para vincularse a un proyecto científico, si lo que te interesa es ser investigador. Debemos empezar a hacer parte de los procesos para conocerlos y siempre hacer las cosas bien, no por salir del paso. Todo es un ciclo hasta conseguir los objetivos”, afirma.  

by-nd Atribución – Sin Derivar: Esta licencia permite la redistribución, comercial o no comercial, siempre y cuando la obra circule íntegra y sin cambios, dándote crédito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *